7. LoCal vs GloBal

Hoy afrontaremos el tema global vs local realizando un comentario de texto y planteando el segundo taller práctico del curso.

Olvidemos las espesas definiciones de manual. Leer el texto y seguidamente responder a las preguntas:

Monsieur X, ciudadano suizo, hijo de una acomodada familia de Ginebra, acaba de publicar su última novela, fifty-fifty. Al acabar sus estudios en una de las mejores universidades de Ginebra, se desplazó a un pequeño pueblo del Tirol suizo y allí vive desde hace 15 años. Siempre escribe historias referenciadas a su entorno, su última novela relata la atormentada historia de amor entre la hija de un pastor y el hijo de un importante banquero. El basa su aporte proteínico lácteo en la ingestión de tres Danoninos al día, antes petit suisse. Monsieur X nunca optaría por mirar la hora en un reloj que no hubiese sido construido en su rica nación y escribe siempre con la pluma Montblanc que le regalo su abuelo. Monsieur X, siempre ha escrito en inglés, cuestiones del cosmopolitanismo cerebral...
...al otro lado del Atlántico Mister Y vive en un apartamento de Philadelphia con su anciana Madre. Ella, ex azafata norteamericana quedo embarazada en una de las escalas que su avión hizo en Berna, el padre procedente del cantón de los Grisones, quedo marcado por el recuerdo de aquella noche y reconoció su paternidad. Por ello, Mister Y tiene la nacionalidad de la Confederación, que este mantiene por cuestiones snobs. El nunca ha estado en Suiza, pero siempre ha escrito en romanche, el idioma del cantón de su padre. Como ya hemos comentado, Mister Y es un snob. Su última novela, A pli tard, ahora traducida a 5 idiomas está teniendo un inesperado éxito en USA. Mister Y nos explica como un joven de un gueto negro de Philadelphia, adoptado por una familia gitana, triunfa en la política húngara. Curiosamente el mes pasado Mister Y recibió una carta del gobierno del Cantón de los Grisones en donde se le invitaba a un homenaje como representante de la cultura de la nación
  • ¿Quién defiende mejor los intereses y el espíritu cultural de la Confederación Helvética?
  • ¿Quién es más suizo?
  • ¿Qué obra está marcada por el hecho diferencial?
  • ¿Cuál es la obra más local y cual la obra más global?
Intenta reflexionar sobre estas preguntas y llega a tus conclusiones…. Nosotros estamos en ello.

Para seguir con el tema platearemos un taller práctico:
Se trata de una acción artística en lugar público. El objetivo es crear un espacio crítico en torno a la fragilidad del sistema financiero. Te recordamos que las acciones artísticas no sirven de nada si no las inmortalizas, olvídate de lo efímero, si no te queda nada, ¿Qué venderás después?, es mucho más importante esta reflexión que todas las anteriores.

Taller numero 2 o “la estampita”.

Material necesario:
  • Un billete de mil pesetas tipo “reyes católicos” (de los que olvidaste cambiar cuando llegó el Euro)
  • Una tarjeta american express gold de las que esa financiera manda a casa en concepto de publicidad.
  • Un billete de avión a NY.
Estupendo ya tenemos el material,

Primer ejercicio:
Le añadimos al billete en su parte trasera un fajo de papeles de diario recortados al tamaño del billete original. Ahora tuerce la boca y sal a la calle. Coge el metro hasta el centro de tu ciudad, haz alarde de tu fajo de billetes y recuerda, no dejes de torcer la boca. Pronto se te acercara alguien. Ahora has de ser creativo, intenta encajárselo por unos euros … ¡lo hemos conseguido!
Ahora te vas al aeropuerto, no hace falta que tuerzas la boca aun. Coges un avión a NY y te plantas en el 727 de la 5ª Avenida. Mientras sujetas el fajo de billetes en la mano, verás que nadie se te acerca y nadie te ofrece nada a cambio, incluso aunque tuerzas la boca.

Segundo ejercicio:
Vuelve a tu ciudad. Coge la tarjeta falsa y espera a la 10 de la noche. Salimos a cenar a un buen restaurante. Cena copiosamente. A la hora de pagar saca con elegancia el trozo de plástico con el soldadito y entrégaselo al camarero. Cuando te de la espalda, lárgate lo más rápidamente posible.
Volvemos al aeropuerto y nos dirigimos nuevamente a NY esta vez al Soho, allí acomodado en un restaurante de moda pide una exquisita cena de diseño. Finalizadas la viandas, llamas el camarero y le entregas la tarjeta, la luz tenue disimula el camelo y cuando el camarero afro-americanos de 2 metros de alto te da la espalda, sal corriendo.
Conclusiones:
  • En los cuatro casos hemos querido reivindicar la fragilidad del sistema financiero.
  • Hemos observado que si utilizamos un lenguaje local, limitamos nuestro nivel de público.
  • Observamos que la misma obra pierde el sentido según el público.
  • Si en el último ejercicio has acabado con la boca torcida. Es que no has corrido suficiente.

Y una vez más y para confirmar nuestra voluntad de ser un creador, repite conmigo:

Bip, bip, quiero ser un creador, o no, lo juro por el rojo cadmio, aquí mismo ¿me entiendes?

Cap comentari:

Publica un comentari